Desgraciadamente para mí, me lesioné hará un par de semanas escalando. Tengo una rotura de polea A4 en el dedo anular de mi mano izquierda, con lo cual el ‘libre’ se me ha terminado para unos meses. El médico insistió en que se trataba de la A4. – ¿A4 dice Usted? -Sí, sí, A4- me respondió. Y ésto me dió una idea.

Salió ayer un día magnifico para escalar, y decidí irme yo solito a pitonar. Hacía tiempo que le tenía echado el ojo a esta gran pared naranjosa de dos muros.

Como no tengo constancia que se escale mucho en ésta pared, pues en el primer muro solo hay dos vías y estan con espit antiguos y clavos, se me ocurrió que no haría mal a nadie si me metía con los fisureros, los clavos y mi ‘soloist’ casero a intentar subir por una de estas dos vías.La línea va por una fisura hasta unas repisas.

Me entretengo mucho cacharreando y jugando con los estribos, pues hace casi un año que no los cojo. Poco a poco voy cogiendo la dinámica perdida de clavar, comprobar seguros, respirar… jajaja

Pecker en acción:

Y éste soy yo colgao del pecker:

Un saludo